INFECCIÓN URINARIA EN EL EMBARAZO, MÁS FRECUENTE DE LO QUE CREES!

Las infecciones de las vías urinarias, son más frecuentes de lo que todas pensábamos, de hecho es una de las enfermedades más prevalentes durante el embarazo, esto debido a las modificaciones anatómicas y funcionales que sufre nuestro cuerpo durante la gestación, su incidencia varía de un 2-7% pero puede aumentar dependiendo del país y grupo etario, puede llegar a ser superior al 10% en países en vías de desarrollo, aumentando su incidencia en la población adolescente.

   Importante destacar que son previsibles y tratables, dicho tratamiento debe hacerse de forma oportuna ya que puede traer consecuencias fatales desde aborto en el primer y segundo trimestre del embarazo, contracciones uterinas que conlleven a parto pretérmino, rotura prematura de membranas, y en el peor de los casos muerte materna y fetal por sepsis (diseminación de la infección hacia el torrente sanguíneo).  Es por todo esto que debes conocer cuáles son los signos y síntomas de la infección urinaria para tratarla a tiempo y traer al mundo a tu hijo fuerte y saludable.

       Como su nombre lo indica la infección del tracto urinario consiste en la invasión del mismo por parte de bacterias patógenas pudiendo o no ocasionar sintomatología, es por ello que debes acudir de forma temprana a la consulta prenatal y no faltar a ninguna de las consultas sucesivas, ya que, puedes tener infección urinaria y no tener ninguna molestia o síntoma y a esto se le denomina BACTERIURIA ASINTOMÁTICA, la cual se diagnostica a través del UROCULTIVO, el cual se considera positivo cuando hay la presencia de más de 100000 UFC.

         Se clasifican también según la porción del tracto urinario que afecten, pueden ser Bajas y Altas, en las primeras tenemos la Uretritis, y la más frecuente Cistitis, y en el tracto urinario alto y la más grave de todas la PIELONEFRITIS (infección en los riñones), a su vez, puede ser aguda o crónica, y esta si no se trata de manera adecuada y oportuna puede llevar a infecciones por continuidad como Neumonía (infecciones respiratorias) y como se mencionó líneas atrás, a sepsis y hasta la muerte materna, a su vez complicaciones como anemia materna que agravan el cuadro. La infección materna puede pasar hacia el feto, y ocasionar en él infecciones perinatales, dependiendo de la edad gestacional, y afectarlo luego del nacimiento.

 BACTERIAS MÁS FRECUENTES:

Echerichia coli, Estreptococos del grupo B, Klebsiella, Enterococos, Proteus mirabilis, entre otras. Cabe destacar que la mayoría habitan en nuestro tracto digestivo, por lo cual la contaminación desde el ano  por aseo inadecuado es una de las vías para iniciar una infección urinaria por vía ascendente.

         Importante que sepas que una cistitis aguda (infección en la vejiga urinaria) en tan solo una semana puede convertirse en pielonefritis aguda (afectar a tus riñones), porque la infección va subiendo, agravándose el cuadro, ocasionando fallo renal y de todo el organismo dependiendo de la severidad de la infección.

CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS:

  • Disuria o ardor para orinar.
  • Urgencia miccional (necesidad imperiosa de orinar).
  • Poliuria (aumento de la frecuencia urinaria).
  • Polaquiuria (aumento de la frecuencia urinaria durante la noche).
  • Dolor abdominal, principalmente en hipogastrio o área suprapúbica.
  • Tenesmo vesical (sensación de pujo al orinar o de micción incompleta).
  • Dolor en la región lumbar.
  • Fiebre.
  • Náusea y/o vómitos. Puede llevar a deshidratación
  • Pérdida del apetito.

¿CÓMO SÉ SI TENGO INFECCIÓN URINARIA?

Si tienes alguno o varios de los síntomas que se mencionaron arriba debes acudir cuanto antes a la consulta prenatal con tu médico de confianza, o en su defecto acudir a un área de emergencia obstétrica, para que te examinen de forma completa y realicen éxamenes paraclínicos para corroborar el diagnóstico e iniciar tratamiento oportuno.

DIAGNÓSTICO:

  • Signos y Síntomas presentes.
  • Exámen simple de orina (uroanálisis), tomado con adecuada técnica de limpieza del área genital.
  • Exámen de sangre generalmente una hematología completa para ver cómo está tu cuenta blanca y la fórmula leucocitaria.
  • Si el médico o especialista en obstetricia o medicina familiar que te esté atendiendo lo considera puede solicitar también pruebas de funcionalismo renal tales como: úrea, creatinina, ácido úrico, licencia  (azúcar en la sangre).
  • Urocultivo con antibiograma.
  • De ser necesario : Ecografía renal para verificar tamaño y estructura de tus riñones.

TRATAMIENTO

Dependerá del tipo y severidad de la infección, en general antes de obtener los resultados del urocultivo se indica un  tratamiento antibiótico empírico, el mismo puede ser administrado por vía oral o por vía parenteral (endovenosa o intramuscular), dependiendo del diagnóstico y criterio del médico tratante. La duración del tratamiento varía de 7 a 14 días, pero puede ser mayor, cada paciente es diferente, pudiendo abarcar todo el embarazo.

     A su vez se indican ingesta abundante de líquidos, ingerir alimentos ricos en vitamina C para acidificar la orina (disminuir su pH), o complementar también con el consumo de un suplemento oral con vitamina C, en general se indica hasta cada 12 horas.

     Hay medicamentos que son sedantes o relajantes de las vías urinarias que te ayudarán con los síntomas locales de ardor y dolor suprapúbico, a su vez está indicado el uso preventivo de antisépticos urinarios en caso de que la infección sea repetitva para prevenir complicaciones a futuro.

  El tratamiento varía si presentabas infecciones urinarias a repetición desde antes del embarazo, o si presentas algún tipo de patología a nivel renal, o alguna inmunodeficiencia. Es individualizado.

RECOMENDACIONES

  • Consume abundante líquido,  principalmente agua y frutas cuyo contenido sea 90% agua.
  • Consume frutos cítricos, los cuales son ricos en vitamina C, ayudando a prevenir infecciones urinarias y a estimular  tu sistema inmune (aumentan las defensas);  tales como naranja, limón, mandarina, mora, fresa.
  • No aguantes las ganas de orinar.
  • Aseo adecuado del área genital y anal. Al ir al baño el área genital se limpia de adelante hacia atrás para evitar contaminación con contenido anal.
  • Acude a consulta prenatal a tiempo, inmediatamente que te enteres de tu embarazo, lo ideal sería realizar consulta preconcepcional, en la cual se solicitan una cantidad de éxamenes a ambos padres para prevención de complicaciones y diagnóstico temprano de enfermedades previas, tales como la bacteriuria asintomática.
  • No te automediques, no pongas en juego tu vida y la de tu hij@.

Esta información no pretende sustituir una consulta médica, acude a tu médico de confianza, no te automediques.


Anuncios

4 comentarios sobre “INFECCIÓN URINARIA EN EL EMBARAZO, MÁS FRECUENTE DE LO QUE CREES!

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: